¿Qué es el Impuesto General de las Ventas en Perú?

El Impuesto General de las Ventas mejor conocido en nuestro país como el IGV, se caracteriza por ser una de las herramientas más importantes que existen por todo el Perú, ya que sin importar el sector en el que se ocupe será gravado de acuerdo a ciertas y puntuales características que se requieran, además de que todo esto se concentrará también ya sea en bienes inmuebles, contratos de construcción y en todas aquellas transacciones que se muestren como primera venta vinculada, incluso en la relación con la prestación o utilización de servicios puntuales sobre la importación de bienes, ya que el IGV Perú gravará únicamente del valor agregado sobre cada periodo del proceso hacia la producción y en la circulación de servicios con bienes.

Será así como el IGV se posiciona también como una de las adiciones que se aplican sobre los precios de diversas transacciones que son posibles en el Perú, ya que este se concentra hacia cada proceso de producción y circulación de servicios y bienes, ya que de esta manera se conseguirá también que así se logren permitir las deducciones de estos impuestos que se han pagado en periodos anteriores, luego de que esto se contemple también hacia las herramientas que pasen a denominarse como un crédito fiscal.

Pasando a uno de los temas de mayor importancia, y la forma en que esto se involucra, es precisamente como el IGV se caracteriza en ser un crédito fiscal que en cuestión de una deducción se admitirá por parte del SUNAT, lo cual será por encima del tributo que se observará también hacia las adquisiciones en cuestión de los insumos, así como de los bienes de capital, maquinarias, entre muchas otras cosas, acaparando también de servicios y los contratos de construcción, seguido de los puntos que contemplen a su vez de los pagos en el tema de los aranceles, estos considerados en cuestión del impuesto por la importación de un bien o que vaya de acuerdo con los servicios de una persona no domiciliada en el país.

Entre otras cuestiones relacionadas con la herramienta del IGV Perú, debemos enfocarnos también a la manera en que este se considerará hacia la compensación por este impuesto, seguido de todo lo que observe en cuestión de las compras que se efectúen ante los propios cargos o cobros aplicados hacia las mismas ventas.

Ante estas circunstancias, es la forma en que el SUNAT lleva acabo la creación de lo que es denominado como Sistema de Pago de Obligaciones Tributarias (SPOT), o también lo que se puede ubicar como detracciones que se obtienen de los mecanismos, exigiéndose así para que este vea por los usuarios de determinados y puntuales bienes o servicios, así como enfocarse hacia las deducciones en pagos que deberán de hacerse con respecto a sus proveedores, tomando así porcentajes específicos que se conocen como abonos del IGV con el que serán depositados en cuentas corriente que se abrirán por parte del Banco de la Nación, esto por un propio proveedor.


Puntos a considerar en el IGV Perú.

Ahora bien este es uno de los aspectos a considerar en el IGV Perú, luego de que nos referimos a uno de los factores que intervienen conforme al incumplimiento de dicha obligación al no hacerse los depósitos en montos que sean detraídos, originándose también como es que el IGV se observa de acuerdo con el adquiriente o usuario para que se usen los créditos fiscales en los contenidos de las facturas o compras correspondientes con las condiciones que se estipulen o bien que constituyan en el crédito fiscal de los periodos en una documentación que sea emitida y excepcionalmente para permitir el uso de esta en el plazo de sus 12 meses en emisión, aun cuando esto sea efectuado en el pago de la misma hacia al proveedor.

Por otra parte nos encontramos con otro de los factores que intervienen de acuerdo a temas cruciales como es el caso del tipo de tasa que se aplica por el IGV, ya que en este sentido nos referimos a uno de los aspectos necesarios en los que se irán aplicando conforme a una herramienta que se estipula de acuerdo a una tasa del 16% acorde a las operaciones que sean gravadas, mientras que a esta tasa se le podrán incluir tasas de hasta un 2% por el Impuesto de Promoción Municipal (IPM), de esta manera se da que en cada operación gravada pueda serle aplicado un total del 18%, esto con IGV + IPM.

De esta manera se propiciará que la tasa del IGV Perú corresponda y se mantenga estudiada plenamente en el artículo 17° TUO de la Ley del Impuesto General a las Ventas, fijándose en todas las transacciones u operaciones que se lleven a cabo en el país.

Y por último queda incluir así como es que los bienes o servicios que se establecen como afectos al Impuesto General a las Ventas se encuentran tanto en la venta de bienes muebles en el país, junto con la prestación o uso de servicios, contratos de construcción, primera venta de inmuebles que se realicen por diversos constructores de los mismos, así como a la importación de bienes.


Operaciones gravadas en el IGV Perú.

  • Venta de bienes muebles en el país: De las operaciones que ya te habíamos contado en un inicio, estas se concentran a la transferencia de bienes a título oneroso, es decir la compraventa, permuta, daciones de pagos, expropiación, adjudicación por remate. Así como al retiro de bienes, ya que se trata de autoconsumos que se llevan a cabo por parte del contribuyente que esté fuera de ciertas actividades empresariales, lo cual se refiere a la necesidad de efectuar actividades gravadas en el IGV Perú.

  • Prestación o uso de servicios en el país: Seguido encontramos que este es otro de los puntos en donde participa el IGV, luego de ser una prestación de servicios en la que una persona lo realizará para otra y por esta razón se percibe de un ingreso que se considerará como una renta de tercera categoría, esto principalmente para ciertos efectos sobre los impuestos, aún sin importar que esto se relacione o se entienda en el servicio que se preste en el país, lo cual es posible al momento en que se domicilie en él para celebraciones de contratos o por los pagos de la retribuciones.

  • Contratos de construcción: Por su parte en el tema de los contratos, el IGV Perú interviene para que sean ejecutados en territorio nacional, ya sea por cualquier denominación o permanezca sujeto a lo que se realice, lugar de celebración del contrato o por las percepciones en ingresos.

  • Primera venta de inmuebles: Se gravará específicamente para la primera venta de inmuebles, siempre que estos se ubiquen en territorio nacional durante el momento en que se realicen por los constructores de los mismos, además de lo posterior a la venta del inmueble al realizarse con empresas vinculadas con un constructor cuando el inmueble se adquiera directamente con organizaciones en el tema económico, esto no será posible cuando se demuestre que la venta se realiza con el valor de mercado o a valor de tasación en el que se resulte mayor.

  • Importación de bienes: Cómo última operación gravada por el IGV, en el tema de las importaciones de bienes encontramos como es que esta será el sujeto que lo realiza o que no requiera de habitualidad. Al tratarse de casos como los bienes intangibles provenientes del exterior, es como se vuelve un impuesto que se aplica conforme a las reglas de uso de servicios en el país, mientras que se efectúa con la liquidación y al cobro de los impuestos a considerar en el anticipo del impuesto al que corresponda.

  • ¿Qué no se grava por el Impuesto General a las Ventas?

    En uno de los puntos más importantes sobre el IGV Perú, es necesario que conozcas también de aquellas operaciones que no se gravan de acuerdo a esta herramienta, siendo el primer punto de esta en el alquiler ni cualquier forma que pueda existir sobre la cesión para el usufructo de bienes muebles e inmuebles, siempre y cuando los ingresos correspondan a la renta de la primera o segunda categoría de las gravadas en el Impuesto de Rentas.

    Sin embargo tampoco se gravan los traspasos de bienes que sean usados o sean efectivos por las personas naturales y jurídicas que no realicen ningún tipo de actividad empresarial a excepción de que estas sean o no habituales en ciertas operaciones, dado que tampoco se gravarán hacia la importación de:

  • Bienes donados a entidades religiosas.
  • Bienes de uso personal y al uso del hogar que importen los liberados derechos aduaneros con dispositivos legales.
  • Bienes de financiamiento en donaciones al exterior.

  • Por último solo queda incluir que el tema del Impuesto General a las Ventas no interviene tampoco en la transferencia o importación de bienes y a prestaciones de los servicios que se realicen con instituciones educativas públicas o particulares, y que sean exclusivamente para fines propios que tampoco se involucren. Esto se complementa con otras actividades que en el tema de los servicios se presten por las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) de carácter privado, además de los intereses y ganancias del capital generado por CeDes del Banco Central de Reserva de Perú y en sus bonos emitidos.


    Impuesto General a las Ventas en Seguros Vehiculares.

    En la actualidad el IGV es considerado también en las pólizas de seguro vehicular, luego de que este se toma en cuenta y requiere del comprobante de pago, una factura o cualquier elemento que permita así sustentar del contrato conforme a las compañías de seguros o aseguradoras en las que habrá de desglosarse, ya que este impuesto necesita de observar en primera instancia la vigencia de la póliza para saber de los meses en que se prorrateará la prima de seguro, por lo que debe determinar las fechas de vencimiento en cada cuota al seguir el artículo 37 de esta ley, indicando mensualmente el gasto para ser deducible.

    Como un ejemplo breve con el que sepas la manera en que se usa este impuesto, notamos en primera instancia aparece el pago del seguro vehicular en el que la empresa cubre el monto por 2,000 soles más el IGV, seguido de que el pago de la misma se plantea por la contratación de un seguro contra riesgos ante la compañía, la cual tendrá un vencimiento y sumándole el 16% de este ascenderá a 2,320 soles de monto total.